Hoy visita El Redoblante el responsable de Tambores Andorra, su creador y artesano Aitor. Un joven emprendedor que encontró refugio en el oficio tamborilero y que poco a poco se ha ganado un hueco en el sector, gracias a sus fantásticas creaciones.

Bienvenido a ‘El Redoblante’, cuéntanos Aitor,…¿cuándo nace tu afición por la percusión?.
Hola, muchas gracias por contar con Tambores Andorra para aportar un poco mas a este mundo de la percusión. Pues mas que por la percusión, la afición la tengo por el tambor y creo que nací con ello ya.
Aparte toda mi vida ha estado ligada al mundo del tambor, incluso la persona con la que hoy comparto mi vida, mi mujer, la conocí en unas jornadas nacionales tocando el tambor.

¿Cuáles fueron tus principales referencias de tambores en tus comienzos?.
Mis referencias siempre han estado en los tambores del señor Gascón, que seguro os suena bastante, un sonido inconfundible.

¿Qué te motivó para convertirte en artesano de tus propios tambores?.
Al conocer mi pasión por este instrumento y al estar en varios grupos del pueblo y por supuesto la temporada en la cual estuve dando clases de tambor, la gente siempre me pedía que le revisara el tambor, cambiara parches, los tensara etc… y al no encontrar trabajo decicí convertir mi pasión en lo que hoy en dia es mi profesión. Es una satisfacción cuando un cliente te da la enhorabuena por el trabajo bien hecho.

¿Qué recuerdos guardas de los primeros pasos de Tambores Andorra?.
Los primeros pasos fueron muy duros como cualquier autónomo que decide el montarse una empresa en este pais y mas en este tipo de negocio, en el cual hay varios artesanos con nombre que ya tenían su clientela hecha y el recuerdo más bonito fue ver el apoyo por parte del pueblo el dia de la inauguración, comentándome que un pueblo con tanta tradición como no tenia un negocio así y luego la venta del primer tambor fabricado con mis propias manos, al ver la cara de felicidad del cliente y que me dijera que le gustaba bastante.

¿Actualmente en qué tipo de mercado se mueve Tambores Andorra, acudes a ferias, exposiciones, etc.?.
Al llevar poco tiempo nos vamos abriendo mercado por diferentes comunidades pero lo mejor es el boca a boca. Si ves que has mandado un tambor o bombo a alguna población y te llama otro cliente de ese mismo sitio, significa que vamos abriéndonos sitio poco a poco.
Actualmente acudimos al encuentro provincial de Castellon y a la feria de Tamborixar de Hijar.

A la hora de arrancar con un nuevo proyecto o diseño, ¿cuál es el primer paso que das junto con el cliente?.
Con el cliente siempre hay que ir con la verdad por delante y decirle los pros y los contras que puede tener ese modelo de tambor que está eligiendo para que cuando lo reciba no se lleve sorpresas. Los propios clientes te van dando ideas, unas mejores y otras peores, cada cual tiene su estilo. Siempre me gusta el ir probando cosas nuevas en el aspecto de mejora de sonido y si veo que salen bien incorporarlas.

¿Hasta qué punto es importante la preparación previa de un proyecto para dotar de personalidad propia un instrumento?.
El tambor siempre es lo mismo, la diferencias te las dan tanto en la calidad como en el tipo de los materiales que se utilizan, aluminio, acero inox, perforados, etc… luego ya entramos en los sistemas de tensado.
Y lo siguiente en la calidad y grosores de los parches y en los bordones utilizados, que aquí siempre hay mucha diversidad de opiniones. Y luego ya el gusto de los colores por el cliente.

En el tema de maderas, parches y metales, ¿tienes predilección por alguno en concreto?.
En maderas para los bombos siempre haya, parches hoy en dia se utiliza el parche de 125 micras, pero mi predileccion es el blanco o parche transparente de 175 micras. En cuanto a materiales ahora se a puesto de moda que el tambor no pese y por eso se busca el tambor de aluminio o perforado de acero inoxidable, pero sin duda los de acero son los que mejor sonido proporcionan a los tambores, aunque sea el mas pesado.

¿Y en medidas y durezas?.
Medidas en cuanto al bombo como muy grande de 80 y tambor, ahí tendría mis dudas entre 38.1 o 40.1.
en cuanto a grosores de parches, al gustarme el sonido cristalino un parche de 125 micras o en su caso de 175 micras.

Aitor, ¿qué opinas del uso de endorsers para potenciar una marca?.
Cada uno puede hacer lo que vea oportuno, pero creo que un tambor se da publicidad por si solo. En mi caso suelo poner pegatina con informacion mía y el logotipo en los parches para que se sepa de donde sale ese instrumento, pero si el cliente lo prefiere no le pongo nada de publicidad.

¿Cómo ves a largo plazo el futuro de los tambores artesanales en nuestro país, crees que los medios especializados ofrecen suficiente cobertura a los pequeños fabricantes?.
El futuro el tiempo lo dirá, cada vez mas van saliendo maquinas para hacer de todo y van desapareciendo los oficios artesanales, lo cual lleva a reducir su coste.
Los tambores es un proceso totalmente manual que el que ha visto fabricar un tambor sabe realmente lo que cuesta y lo valora.

¿Nos hemos dejado algo?.
Dar las gracias una vez más al Redoblante por contar con nosotros y que la gente sepa más sobre Tambores Andorra.

Muchas gracias, Aitor.