Hablar de Mula y sus tambores es sinónimo de cultura y tradición. Hoy visita El Redoblante el tamborista Juan Gabriel Pastor, un reconocido muleño de excelso toque y depurada técnica.

cuadrilla-juangabrielBienvenido Juan Gabriel, ¿a qué edad empezaste a tocar el tambor?
Con unos 7 años.

¿Qué te motivó para escoger este instrumento?.
Sobre todo por la tradición que tenemos en nuestro pueblo.

¿Cuáles fueron tus principales referencias en el tambor en tus comienzos?.
Mi principal referencia fue mi abuelo Bernardino, desde pequeño salíamos los 2 juntos a tocar un tambor de 45, tamaño el cual ya no se fabrica.
Llevábamos un tambor para los 2, él lo tocaba en un sentido de una de las avenidas principales del pueblo y yo a la vuelta, siempre recordaré eso.

¿Perteneces a alguna cofradía o agrupación de tambores?
Actualmente colaboro haciendo de monitor en la escuela del tambor de Mula, algo que para mi es muy gratificante, ver como niños y mayores van mejorando sus habilidades con el tambor y a su vez colaborando por que la tradición siga viva.También soy socio en la Asociación de Tamboristas de Mula y de Jumilla. Pertenezco a una peña junto con mi amigo Martin Raigal, llamada ”Pasión por el Tambor”.

Dinos un tamboriler@ o agrupación/cofradía que todavía no hayas visto en directo y que te gustaría ver.
Xoan Losada y David Valdés, son 2 grandes personas a las que admiro mucho, por sus habilidades y formación en la percusión, y siempre están dispuestos en trasmitir sus conocimientos.

¿Tienes alguna formación en percusión, técnicamente hablando?.
No tengo ninguna formación reglada en percusión. Aunque soy de Mula y no cambiaria mi tambor por nada, también me gusta practicar los toques en tambores de otros pueblos con unas características totalmente diferentes a las nuestras.
Pero si, recibo formación de dos percusionistas formados que mencione anteriormente, David Valdès y Xoan Losada, para mejorar y transmitir de la mejor forma posible los diferente toques a los alumnos en nuestra escuela del tambor de Mula.

¿Sigues una rutina continuada de estudio o práctica?
Si, en la escuela del tambor tocamos las partituras que vamos desarrollando, a parte en casa de vez en cuando me gusta practicar, hasta que mi madre dice…. Juan Gabriel que todavía falta para la Semana Santa!! Déjate ya el tambor jejej

Háblanos de tu tambor actual, por favor. ¿Nos puedes detallar qué tambores usas, tipos de palillos, parches, correas etc. y por qué?.
Actualmente tenemos unos 6 tambores, entre mi amigo Martin y yo. Nuestro tipo de tambores son típicos de Mula y Moratalla aunque he visto con mis ojos que en Agramón ( sede este año próximo de 2019 en albergar las jornadas nacionales del tambor y el bombo ) que también tocan tambores como los nuestros.

Normalmente las pieles son de cabra y de oveja. La piel de oveja es más fina que la de cabra y la piel de cabra es más fuerte. La piel de cabra suele ponerse en la parte que se le hace sonar con los palillos, por lo que se dice que es piel palillera, mientras que a la piel de oveja se dice que es piel bordonera porque se sitúa donde van los bordones, es decir donde van las cuerdas de guitarra metálicas que son las que hacen el sonido.

Una vez seleccionadas las pieles se montan sobre la caja redonda, normalmente realizada en acero u hojalata. Los aros son de madera normalmente son de madera, aunque algunos atrevidos los llevas de aluminio. Personalmente la medida que más me gusta y que casi siempre toco es la de 60.

Aunque existen tambores de otras medidas,35,47,55,60,65,70,75 y hasta 80 se pueden llegar a tocar. Los palillos son de madera de Cerezo, los más ligeros y con los que mejor se toca.

¿Qué importancia crees que tiene el tambor, culturalmente hablando?.
Sin duda, si hablamos de Mula estamos hablando de sus tambores. El tambor es muy importante en la cultura de nuestro pueblo, se ha ido transmitiendo tras muchas generaciones.

Explícanos qué momento o experiencia destacarías por encima de todos, a lo largo de tu trayectoria como tamborilero, acompañando a otros tambores o en solitario.
Cuando participe como oficial de Mula en la Exaltación de Alcañiz, fue increíble, una experiencia muy bonita. Algo por lo que luchamos muchos años y al final conseguimos, en Mula era muy difícil salir en el escenario. Ahora las cosas han cambiado y cualquiera que tenga ganas de salir y desarrolle el toque , puede optar a ser seleccionado y vivir la experiencia, antes eso era imposible, siempre era el mismo equipo. Creo que la dificultad para poder ser seleccionado lo hizo tan especial. Me gusta tocar en solitario, nuestro toque siempre ha sido de forma individual, pero ahora estamos implantando lo de tocar en grupo, y cuando nos juntamos y hacemos el mismo toque todos, queda muy bien.

¿Nos hemos dejado algo?…
Yo animaría a todos los pueblos a seguir fomentado las escuelas del tambor, para que sigamos creciendo y nuestra tradición no se pierda. Mucha gente no toca porque dicen que no saben, pero una vez en la escuela ya les cogen el gusto y se hacen buenos tamboristas.
Muchas gracias por la entrevista, nos vemos en Agramón, un saludo.