El fenomenal batería Jairo Ubiaño fue el encargado de introducir la masterclass de Chus Gancedo durante el pasado La Rioja Drumming Festival de 2014. Del maestro Gancedo dijo lo siguiente: “…posiblemente el batería español con la mejor técnica que he visto nunca”. Y el bueno de Jairo no mentía (otro crack éste tipo). El cántabro, profesor de historia (se gana la vida con ello) y padre de dos criaturas, asombró a propios y extraños con uno de los mejores clinics que se recuerdan en las memorias de LRDF. Huelga decir que es un enorme placer abrir las puertas de El Redoblante a este fenómeno de los tambores. Le tenía muchas ganas, a ver qué nos cuenta.

Bienvenido Chus, ¿a qué edad empezaste a tocar la batería?.

Tuve mi primera batería a los 13 años, aunque ya llevaba un par de años volviendo locos a mis padres con un par de baquetas. Me acuerdo que tocaba mucho golpeándome en las piernas y mis padres decidieron que era mejor hacerlo sobre otra cosa.

¿Qué te motivó para escoger este instrumento?.

Siempre me ha llamado mucho la atención la batería desde que tengo memoria, siempre que mi hermano ponía música me fijaba en lo que hacía el batería por encima de lo que hacían los demás músicos, así que el siguiente paso fue intentar descubrir qué es lo que estaban haciendo.

¿Cuáles fueron tus principales referencias a la batería en tus comienzos?.

Cuando iba al instituto escuchaba sobre todo heavy metal, pero pronto descubrí a Led Zeppellin, Deep Purple y otros clásicos gracias a mis compañeros en mi primera banda en la que hacíamos versiones de estos. Poco a poco me fui introduciendo en el mundo del jazz y la fusión, sobre todo después de un concierto que Max Sunyer Trio dieron en mi ciudad, a la batería estaba Salvador Niebla y se convirtió en una de mis referencias hasta hoy en día.

Dinos un batería que todavía no hayas visto en directo y que te gustaría ver.

Hay unos cuantos, pero me encantaría ver a Vinnie Colaiuta en un local pequeño y poder sentarme lo más cerca posible de su batería (¡¡¡aunque creo que estoy pidiendo demasiado!!!). Creo que esa es la manera de entender el sonido y el estilo de cada músico. Si pudiera elegir a otro, me encantaría ver a Jojo Mayer con Nerve, debe ser toda una experiencia.

¿Qué formación tienes en batería y percusión, técnicamente hablando?.

Comencé a recibir clases particulares de baterías regionales (Cantabria) bastante pronto: Ito Luna fue quién me enseñó a leer música y luego Luis Escalada fue quien me introdujo en las técnicas de batería más modernas. Años más tarde decidí empezar a clase con Miguel Ferreira en Madrid, un excelente batería que me introdujo en el mundo de la métrica y en las últimas tendencias en la batería. En el año 2006 recibí una beca de la Consejería de Cultura de Cantabria para cursar un año completo en el London Centre of Contemporary Music en Londres, donde estudié con baterías como Pete Zeldman, Richard Brooke o Tristan Malliot. Conseguí graduarme con la mejor calificación y he seguido estudiando por mi cuenta desde entonces, aunque ahora mismo tengo muchas ganas de recibir clases individuales de unos cuantos baterías que tengo en mente.

¿Sigues una rutina continuada de estudio?.

Me encantaría, pero no puedo. Me gano la vida como profesor de historia de secundaria y soy padre de dos hijos, así que no puedo seguir una rutina con facilidad. Eso sí, hay días y épocas en las que tengo más tiempo y trabajar en algo nuevo. Durante esas épocas siempre intento trabajar tres cosas: técnica, métrica y estilos.

Háblanos de tu kit actual, por favor. ¿Nos puedes detallar qué batería usas, platos, hardware, baquetas, etc. y por qué?.

Tengo la suerte de contar con el apoyo de varias marcas, en primer lugar soy endorser de las baquetas Wincent y platos Bosphorus. En el primer caso, me encanta la durabilidad y el balance de esas baquetas. He usado durante año y medio el modelo 55 Fusión, pero ahora mismo estoy trabajando con unas 5A.
En el caso de los platos, Bosphorus fue una marca que me sorprendió mucho, ya que solamente había escuchado estos platos en un contexto jazzero (recuerdo que me encantó como sonaban estos platos con Ignacio Berroa), pero nunca creí que iban a tener series que funcionaran tan bien en otros registros. Actualmente llevo dos crashes bastante grandes (18” y 19”) de la serie Gold, un ride de 21”, un charles de 14”, dos chinas (16” y 18”) y dos splashes (6” y 8”) de la serie Antique, además de un charles de 16” de la serie Hole que me vuelve loco, tiene un sonido que consigue cortar en cualquier mezcla.
Actualmente, las dos baterías que tengo son Drumcraft. Hace ya año y medio que soy endorser de la marca y me encanta el decay de los timbales y el sonido redondo del bombo. Tengo dos kits bastante parecidos, uno lo utilizo para el directo y otro para el estudio. En mis vídeos de youtube utilizo casi siempre toms de 8”, 10” y 12” (todos con profundidad de 7”), dos bases de 14”x12” y 16”x14” y un Gong bass drum de 22”.
La caja que estoy utilizando ahora mismo es una Brady Special Edition de 5,5” Jarrah y cedro. Está hecha por bloques y tiene el mejor sonido que he escuchado hasta el momento.
La marca de parches que utilizo es Remo, mi modelo favorito el el Emperor en los toms, tanto coated como clear. En la caja siempre uso un Remo 14″ CS Coated Black Dot Snare y en el bombo un Power Stroke 3 Clear.

¿Qué importancia tiene el apoyo de las marcas para un baterista?.

En mi caso ha sido fundamental, ya que no hago giras con artistas conocidos. Cuando conocí a Jose Antonio de Iberdrum surgió la posibilidad de colaborar con sus marcas, empecé con Wincent y luego Bosphorus. Y un tiempo después, la gente de Gewa me propuso lo mismo con Drumcraft y Remo. Sin su apoyo, no hubiera podido empezar en el circuito de clinics.

Explícanos qué momento o experiencia destacarías por encima de todos, a lo largo de tu carrera, acompañando a otros músicos o en solitario.

Creo que la mejor experiencia hasta el momento fue poder participar en el Drumming Festival de La Rioja del año pasado, simplemente porque tuve la oportunidad de compartir escenario con grandísimos baterías y en especial con Miguel Lamas y Gergo Borlai, que son actualmente mis dos referentes en esto de la batería (además de descubrir que son gente fuera de lo normal en lo musical y lo personal).

… y un disco o concierto del que te sientas especialmente orgulloso?.

Solamente he grabado unos 20 discos, pero de todas las grabaciones me siento muy orgulloso de mi trabajo con mi grupo de rock progresivo (Hannah), en especial las baterías que he grabado en el segundo disco y que estamos a punto de editar.

En internet, ¿utilizas las redes sociales?.¿Qué opinión te merecen?.

Utilizo solamente Facebook para compartir mis fotos y vídeos relacionados con la batería, me encanta el formato y las posibilidades que tiene. En cuanto a mi opinión, lo tengo muy claro: las redes sociales son neutras, no son ni buenas ni malas, lo que puede ser bueno o malo es el uso que demos de ellas.

¿Tu próximo proyecto, idea, aventura, locura…?.

Tengo muchas ganas de escribir un método de batería, pero tengo que darle muchas vueltas todavía. Y estoy a punto de empezar una serie de vídeos en youtube en los que haremos versiones de muchos temas con unos amigos de Barcelona que tocan genial.

¿Nos hemos dejado algo?…

Me gustaría agradecer a José Antonio de Iberdrum y a David y Álex de Gewa el apoyo que he recibido durante este tiempo, a Kike de Drumhouse, Rafael Durillo de Musical 10, Alberto Cuevas del Rioja Drumming Festival, Juanjo de Alteisa Salamanca, Iván de Rockshop en Torrelavega, Víctor Cañas de Slap Music, Hilari Marí del Percufest y a toda la gente que se ha pasado por alguno de mis clinics, ¡¡¡¡un abrazo!!!!.

Un abrazo, Chus.

error: Contenido no disponible